¿Cómo podemos ahorrar energía en casa?_Calefacción

Son muchas las cosas que podemos tener en cuenta para ahorrar energía en nuestra casa, y con ello reducir nuestras facturas y ser más respetuosos con el medio ambiente.

I wish I could just push the power button to wake up in the morning. Just push it, wait 30 seconds and be ready to go! Well, I guess that is what coffee does for me, three cups of it, but it works. Day 107 of 365. Copyright 2016 Scott Norris Photography www.scottnorrisphotography.com

La utilización de la calefacción es necesaria en invierno para hacer frente a las perdidas de energía que se producen a través de los cerramientos, y las que se producen por la necesaria ventilación.

En cuanto a la ventilación, es suficiente con ventilar durante 10 ó 15 minutos, preferiblemente en las horas centrales del día y es importante no hacerlo con la calefacción encendida. A la hora de ejecutar una reforma se puede plantear la colocación de sistemas que renueven el aire con recuperación del calor, reduciendo en gran medida las perdidas de energía.

Casa ecologica

Las perdidas que se producen a través de los cerramientos se pueden reducir con medidas que exigen cierta intervención sobre el inmueble (cambio las ventanas,
aislamiento de los elementos de la envolvente… ) o con la colocación de elementos que pueden parecer decorativos (forrados de madera, corcho…, colocación de alfombras en suelos en contacto con el exterior…)

Otros de los puntos importantes a tener en cuenta es el propio sistema de calefacción. Para garantizar su correcto funcionamiento no se deben tapar los radiadores con muebles, cortinas u otros elementos. La colocación de paneles reflexivos tras los radiadores puede mejorar la difusión del calor, medida que es mucho mas importante en los radiadores que se encuentran junto a los muros en contacto con el exterior.

La instalación se debe revisar periódicamente, y hacer un correcto mantenimiento, lo que aumentará su eficiencia y duración. Instalar un termostato, y tenerlo regulado para una temperatura de no más de 20ºC reducirá el consumo, por cada grado adicional su sistema gastará aproximadamente un 5% más de energía. Si hay partes de la casa que no se utilizan, se deben cerrar sus radiadores.

Existen distintas opciones para calentar un inmueble según la energía empleada, que deben ser elegidas en función de distintos factores (espacio disponible, utilización, disponibilidad en la zona…), pero debe tenerse también en cuenta el siguiente orden de preferencia para su elección (de mejor a peor): biomasa, gas natural, propano o butano, gasóleo y electricidad. Orden marcado por su coste económico y medioambiental.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *